sábado, 2 de marzo de 2013

Piquituertos y Zorzales Reales en la Culebra


El ya pasado sábado día 16, pasé el día junto con Carlos Ramírez (Pájaros en la Cabeza) en la localidad zamorana de Tábara, perteneciente a la Sierra de la Culebra, famosa por poseer la mayor población de Lobo Ibérico de España.




El pájaro que veníamos buscando era el Piquituerto, un ave que sólo había visto en Ávila, hace ya cuatro años...y además de forma inconsciente (pasado un año, revisando las fotos de casualidad...), así que todavía tenía la espinita clavada.
Carlos aún no lo tenía anotado en su lista, así que los dos fuimos con los ojos bien abiertos.

Pues bien, a las 11:00 nos plantamos allí, en un bosque de pino silvestre. La temperatura era agradable y los pájaros cantaban por todas partes:


Pinos Silvestres (Pinus sylvestris).


Bajamos del coche y a la primera aparecieron los Piquituertos. Una pareja reclamaba desde lo alto del pino:


Piquituertos Comunes (Loxia curvirostra).


Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho.

Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho.

 Piquituerto Común (Loxia curvirostra) hembra.

 Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho.


No es difícil distinguir edades en los Piquituertos:

-Los machos adultos son como el de la imagen anterior, rojos.
-Las hembras adultas son verdes grisáceas, con el obispillo de un color verde amarillento que destaca mucho.
-Los machos inmaduros suelen ser de un tono anaranjado.
-Las hembras inmaduras son muy parecidas a las hembras adultas, pero el obispillo es más pálido.
-Los jóvenes en general son pardos-grisáceos, listados.

Por supuesto, siempre puede haber variaciones, y ésto no siempre tiene por qué cumplirse.


Por el pinar también vimos mucho Carbonero Garrapinos, oímos algún Herrerillo Capuchino, Reyezuelos Listados, Acentores Comunes, Arrendajos, un macho de Escribano Montesino...y más Piquituertos, hasta un total tres parejas, que seguramente fueran más, ya que no dejaban de pasar volando ejemplares:

 Carbonero Garrapinos (Parus ater). Seguramente un macho cantor.


Otro Carbonero Garrapinos (Parus ater).

Escribano Montesino (Emberiza cia) macho.

Acentor Común (Prunella modularis).


 Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho.


Reclamando.



 Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho inmaduro.

Así que con el objetivo cumplido, emprendimos el regreso hacia el coche. A la vuelta volvimos a ver a la pareja del principio:



Hasta se dieron un pico, literalmente...

 Piquituertos Comunes (Loxia curvirostra).


Al pie de la carretera, vimos de reojo una lagartija que no dudó en esconderse en cuanto nos  vio. Esperamos un poco y al rato volvió a salir.
No logramos identificarla, y seguimos sin poder hacerlo:









Con la ayuda de Alfredo Hernández y de Abel Bermejo (La Herpetofauna de Zamora), he llegado a la conclusión que tal vez se trate de una población híbrida de Podarcis hipanica x Podarcis bocagei (Lagartija Ibérica x Lagartija de Bocage) o Podarcis hispanica x Podarcis liolepis (Lagartija Ibérica x Lagartija Parda), más probablemente ésta última.

Por supuesto, todo esto son hipótesis, y no podremos confirmar de qué especie se trata exactamente hasta que no obtengamos una muestra de su ADN.

Cuando acabamos de fotografiar a las lagartijas (porque en total fueron cuatro las que vimos) dimos una vuelta por un prado de los alrededores del pinar.
Vimos un pequeño grupo de unos cuatro Zorzales Reales.
Estaban lejísimos, pero se identificaban sin problema:

Bosque de Robles: hábitat de Zorzales Reales.


Nos fuimos acercando poco a poco y iban volando más pájaros de los que creíamos que había: 2, 3, 5, 7, 12, 24, 29...hasta un total de 36 ejemplares:

Aquí aparentemente no hay nada...

...pero ampliando un poco...

El de la esquina inferior derecha me dio un susto cuando revisé las fotos en casa, pensando que pudiera ser un Mirlo Capiblanco.
He consultado con varias personas, y la conclusión a la que he llegado es que nunca podremos saber lo que era...si realmente era un Capiblanco o simplemente un Zorzal Real en sombra...


Todos ellos eran muy desconfiados. Se nota que son aves cinegéticas...












Zorzales Reales (Turdus pilaris).


Así que con el objetivo cumplido, paramos a comer (en el campo, claro). Cuando acabamos, volvimos a lo nuestro.

En un soto cercano al prado de los zorzales, pudimos ver u oír Currucas Rabilargas, Pitos Reales, Picos Picapinos, Escribanos Soteños, Bisbitas Pratenses, Lavanderas Blancas y Cascadeñas, Zorzales Comunes, Mitos, Pinzones Vulgares, Jilgueros, cuatro Lúganos, un Agateador Común, Mosquiteros Comunes, Tarabillas Comunes...y más Piquituertos: hasta un mínimo de cinco parejas. Estaban en una zona de Pino Silvestre también:

Lúgano (Carduelis spinus) macho.


Piquituerto Común (Loxia curvirostra) macho inmaduro.

 Piquituerto Común (Loxia curvirostra) hembra.


En la chimenea.





Alimentándose de piñones usando su curioso pico.


Funcionamiento:  introduce el pico en la piña, quedando las dos puntas una encima de otra. Al cerrarlo, hace cuña para separar la escama de la semilla, y si es necesario, se ayuda de movimientos de cabeza. Así consigue abrirla y llegar al piñón. Por último, coge el piñón ayudado de su larga lengua.

Todo esto lo estuve viendo a la perfección con telescopio, y Carlos hizo buenas fotos, que se pueden ver en su blog.

Otra hembra.


Pero como no todo son aves, aquí muestro la vaca alistano-sanabresa (raza autóctona zamorana de gran rusticidad, de la que quedan poco más de mil ejemplares) y los amentos de un Aliso:



Aliso (Alnus glutinosa), con sus amentos masculinos (los más alargados) y femeninos.


A la vuelta, los Zorzales Reales ya no estaban. Únicamente una pareja de Zorzales Charlos se dignó a aparecer:



Zorzales Charlos (Turdus viscivorus).


Y el día no dio para más, así que contentos, emprendimos el regreso a Salamanca.


UN Saludo.
Miguel.
 
La versión de Carlos, aquí.

7 comentarios:

  1. ¡Quedaríais contentos de la jornada con el objetivo de sobra cumplido!
    Con los agradecidos piquituertos y los multitudinarios zorzales reales ya nos hubiésemos conformado 'ojolince y sra' pues hace tiempi que no les vemos.
    Estupendo tu resumen, Miguel.
    Un saludo desde Pucela.

    ResponderEliminar
  2. Pooor fin, ya te tocaba!! al final ni venir para acá ni nada, en la tierruca; muy bien! Pero oye, que si aun sigues con ganas de venir.....
    Salu2

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya pregunta...¡pues por supuesto que sigo con ganas de volver!
      Los Piquituertos eran solo una excusa...
      todavía me quedan muchos pájaros de ver por allí arriba.
      Ya nos veremos...

      UN Saludo.

      Eliminar
  3. Os hinchasteis con los paseriformes, ¡vaya listado! A finales de este mes tengo planeado ir a la Sierra de la Culebra con mi grupo de senderismo y naturaleza. El objetivo, cómo no, será ver al lobo o alguno de sus rastros. Pero seguro que tendremos tiempo para pajarear. A ver si tenemos suerte.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Unas grandes imágenes para mis ojos y para todos tus seguidores
    Un gran saludo de un AMIGO y seguidor tulló

    ResponderEliminar
  5. Como siempre, un retrato manífico de tus salidas, Miguel. Hace poco he fotografiado el Piquituerto en los montes de Ferrolterra, y he aprendido lo difícl que es.
    En mis ratos libres, además, soy herpetólogo. Y siempre me ha sorprendido la variabilidad del grupo Podarcis por tu tierra. Hace años , en Segovia, observé varias P. hispanica y no conseguía identificarlas con claridad. Acostumbrado al patrón de las hispanica gallegas, aquellas me descolocaban completamente (sobre todo por el tamaño). La verdad es que las subespecies de ese grupo que teneis por ahí son ciertamente difíciles. Aunque yo no soy muy partidario de segregar especies dentro de un mismo género. Pero es una opinión personal.
    Un abrazo y a seguir así, Miguel.

    ResponderEliminar
  6. Hola Miguel, ya veo que eres un naturalista total que promete. Como comenta Xabier es complicado desenmarañar a las podarcis en Zamora, según los estudios realizados hasta ahora todo indica que en las zonas de contacto la hibridación es una practica habitual entre las subespecies del genero, ahora nos queda descubrir que son exactamente y eso solamente nos lo puede explicar la genética. Lo que esta claro que todavía quedan muchos huecos en la la distribución exacta de P.lioleois ( parece que su distribución es mayor de lo que pensamos), P. hispánica tipo A y P. bocagei que también entra en la ecuación sin olvidar a la P.hispanica tipo B que la tenemos al sur del Duero.
    Un abrazo Miguel
    Abel

    ResponderEliminar